Sanidad En El Mundo Rural

La sanidad en el mundo rural: un modelo a debate

Por mucho que nos pese, no es lo mismo tener una necesidad médica en la gran ciudad que en un pueblo aislado. Así, la sanidad en el mundo rural se ha convertido en un tema de debate para médicos y pacientes.

La salud, según la Organización Mundial de la Salud, no es la ausencia de enfermedad sino la presencia de bienestar físico, psicológico y social.

En España, concretamente, la salud es un estado y su protección un derecho, tal y como reconoce el artículo 43 de la Constitución. Un derecho que, sin embargo, está más o menos presente según donde nos encontremos.

En nuestro país son las Comunidades Autónomas las encargadas de gestionarla. Cada una, influenciadas por su tamaño y la dispersión de su población, la gestiona a través de distintos modelos y servicios, lo que da lugar a ciertas desigualdades que terminan recayendo sobre los ciudadanos.

O sobre los médicos rurales, por no decir itinerantes, que cada mañana recorren carreteras comarcales para acudir a las, muchas veces precarias, instalaciones que tienen a su disposición para atender a los vecinos.

Además, sobre este sistema recae el problema del relevo generacional, ya que los sanitarios más jóvenes se decantan por sitios con grandes equipamientos y equipos donde apoyarse, como se comenta en el artículo “La procesión diaria de los médicos rurales” publicado por la Revista Médica.

Este mismo artículo, relata como la tecnología se ha convertido en el nuevo aliado de la sanidad en el mundo rural, permitiendo realizar pruebas instantáneas o derivar al especialista en el mismo momento.

Felipe Trillo es médico de Familia en Camelle, en la provincia de A Coruña. El único médico de la zona que pasa consulta, atiende urgencias si se presentan y que se desplaza para dar servicio algunos días a la semana a otros lugares como Santa Mariña. Como él mismo nos cuenta, utiliza Internet como fuente de información puntual y es usuario de un programa de “telemedicina” en el que puede consultar con otros compañeros determinados casos.

Por ejemplo, le permite el envío de fotografías de un paciente para pedir información sobre un caso de úlceras de la piel, o retinografías que visualiza un oftalmólogo de forma inmediata.

Pero, ¿y si Internet no funciona? La sanidad en el mundo rural y su agilidad y servicio depende muchas veces de tener una conexión de calidad, impidiendo en algunas zonas sin conexión que las labores de los médicos se vean afectadas considerablemente.

Otro aspecto a tener en cuenta es cómo la atención psicológica es un aspecto altamente olvidado a la hora de asignar facultativos.

De esta manera, son muchos los ayuntamientos que tienen que hacerse cargo de la demanda de sus vecinos, viéndose obligados a elaboran planes para cubrir ellos mismos el servicio.

La forma más común es la contratación externa de psicólogos autónomos que realizan terapias una vez a la semana o cada 15 días, evitando así, en la medida de lo posible, que los habitantes sufran ansiedad, depresión o problemas relacionados con la toma de medicamentos.

Y finalmente, otro aspecto que no podemos eludir es el que afecta a las farmacias rurales. En la lucha entre lo personal y lo económico, deben decidir entre no llegar si quiera a cubrir sus gastos como negocio o trasladarse a un núcleo con más habitantes dejando a un gran número de vecinos sin acceso directo a las tan necesarias medicinas.

Este modelo de asistencia, que afecta a 22.000 facultativos y a los más de 8.000 pueblos de menos de 15.000 habitantes que hay en España, ha encontrado en las nuevas tecnologías y en Internet una forma de avanzar, pero, sin duda, aún queda mucho camino por recorrer.

Entérate de cómo le cambia la vida a Magaña

Te contaremos lo que supone Internet de calidad para este pequeño municipio de Soria. Entrevistas, reportajes y mucho más...

Te has suscrito con éxito.